Super 8 (2011) – J. J. Abrams

Qué me tragué: La esperadísima Super 8 (2011) dirigida por J. J. Abrams. Es 1979 y un grupo de niños de un pueblo de Ohio se esmeran en grabar una película de zombies. Una noche, para grabar una escena, acuden a una estación de tren en medio del campo. Presencian un descarrilamiento espectacular de un tren y poco después su pueblo se ve tomado por las fuerzas aéreas militares sin recibir explicación alguna por los extraños acontecimientos que están teniendo lugar.

Porqué: porque Abrams me enganchó durante 6 temporadas a Lost, me encantó su Cloverfield y sabía que de su asociación con Spielberg tenía que resultar en un más que buen producto.

Qué tal digestión hice: Espectacular. Una vuelta de tuerca al cine de acción de los años ochenta, cuando era el propio Spielberg como punta de lanza quien firmaba productos como E.T. de la que se alimenta Super 8 muy claramente. Entre otras referencias, Cuenta conmigo, la propia Cloverfield del mismo Abrams, entre otras muchas que son fácilmente reconocibles y que no desvelo para no fastidiar la degustación de esta película creada con mimo, con nostalgia de una niñez fantasiosa y con unos medios que te dejan clavado al asiento desde el trepidante comienzo. Ojo a la escena del descarrilamiento que te deja con la boca abierta. En fin, si tuviera que sacarle punta a algún aspecto (porque es mi labor, no nos obcequemos) diría que los niños son demasiado maduros para su edad, es decir, que saben mucho de todo pero no se profundiza demasiado en sus personalidades y que el final es un poco disney pero aún así es una de las mejores pelis que he visto este año. Ah! Y no os vayáis en cuanto empiecen los créditos finales u os perderéis El caso, la película en la que trabajan los niños. La espera ha valido la pena.

Qué hubiera dicho mi madre: Ay, qué me ha encantado!! Qué salaos los niños, qué buenos son los buenos y cómo se reforman los malos, jajajaja! La verdad es que está muy entretenida con tanta explosión, golpe y pim pam pum.

Puntuación: 8.5 / 10

Anuncios
Deja un comentario

1 comentario

  1. A mi super8 me parece un quiero y no puedo. Un intento de aproximarse al espíritu de películas ochenteras del estilo ET o los Goonies, pero se queda en eso, en un intento.
    La historia está manida hasta más no poder y los personajes de los niños son arquetípicos hasta la nausea: el gordo listillo, el pequeñajo cabroncete, el prota que acaba de sufrir una desgracia y la chica guapa.
    Entretenida es, pero desde luego, cualquier comparación con las ya mencionadas ET, los Goonies o Cuenta Conmigo, por ejemplo, es un auténtico insulto.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: