The Beaver (2011) – Jodie Foster

Qué me tragué: El castor (2011) de Jodie Foster. Walter (Mel Gibson), otrora un exitoso directivo de su empresa familiar de juguetes, es ahora un hombre devastado por una profunda depresión. Cuando su mujer (Jodie Foster) le echa del domicilio familiar para tratar de espolear su recuperación, encuentra la marioneta de un castor que le ayudará en un duro proceso de autodescubrimiento.

Porqué: me picaba la curiosidad por a Mel Gibson enfrentado a una marioneta como tratamiento alternativo a la depresión.

Qué tal digestión hice: mejor de lo que me imaginaba. Puede que la falta de expectativas a la hora de enfrentarme a esta película me ayudara a verla sin prejuicios y con una mente lo suficientemente abierta para no centrarme en los edulcorados errores de la misma. No obstante, la actuación creíble del protagonista, hablando a través de un muñeco y tratándose a sí mismo con total crudeza, el trayecto a través de un oscuro páramo y la huida emocional, nos permite empatizar con la profunda y patológica tristeza de la enfermedad. Es interesante, conmovedora y valiente, pese a que caiga por momentos en el melodrama familiar con el que coquetea peligrosamente durante todo el metraje.

Qué hubiera dicho mi madre: bueno, bueno, bueno, parece que Mel Gibson trata de redimirse ante el gran público con el guión políticamente correcto de su amiga lesbiana… (mi madre últimamente está muy rara)

Puntuación: 6 / 10

Anuncios
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: