Brutal box (2011) – Óscar Rojo

Qué me tragué: Brutal Box (2011) de Óscar Rojo. Un empresario, al quedarse sin trabajo, decide buscar una nueva colocación a través de la webcam de una página de oferta y demanda de empleo. Al pasar el tiempo y permanecer el tiempo, se desquicia y decide llevar a cabo una atrocidad: cortarse un dedo delante de la cámara. Se da cuenta de que la violencia es un nicho de mercado en Internet que da fama y dinero y crea Brutal Box, una página web de contenidos no aptos para todos los públicos.

Porqué: en mi afán voluntarioso de encontrar alguna dignidad en el cine español.

Qué tal digestión hice: casi inexistente. Pese a que la idea más básica de la película pudiera sugerir el germen de algo interesante, se le ven pronto los hilos. Utilizando la plataforma de Brutal Box, nos muestra las diferentes historias aberrantes que tienen mayor popularidad y que provocan el interés de una multinacional del sector por comprar la página. Este trámite es el eje central del argumento y se queda un poco vacío de contenidos a medida que avanza el metraje. Los personajes, planos y unidimensionales, no consiguen salvar los muebles y ni siquiera el giro final nos deja un mejor sabor de boca. Insulsa y bienpensante hasta provocar malestar.

Qué hubiera dicho mi madre: qué cutre! de verdad que esto tiene algo de real? hay en internet gente tan pirada como para que le gusten los golpes y las desgracias? Además, no me gusta que me hagan trampas.

Puntuación: 3 / 10

 

Anuncios
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: